Rio crecido acaricia a Gamarra

Cuando el rio esta crecido es porque está lloviendo, y si se le nota horrible es porque arrastra piedras

Uno de los periodos mágicos para visitantes y niños, es el río crecido; pero detrás de la fuerza del agua, se arrastran palos y taruyas, además del temor y el miedo que crece en la comunidad pacorera, que ha vive permanentemente la inclemencia de la ola invernal y en especial de fin de año que ha dejado muchos damnificados.

 

Visitamos a Gamarra, y como dicen los hermanos Zuletas en sus letras clásicas, refleja el dolor y el amor que vive el hombre ribesureño: “Cuando el rio esta crecido es porque está lloviendo, y si se le nota horrible es porque arrastra piedras. Y si me ven afligido es porque estoy sufriendo, no me mates corazón no dejes que yo muera”

Así… cada hora que pasa en el primer puerto fluvial del Cesar, crece la angustia y zozobra, pero gracias a los muros de contención que evitan que la corriente que han subido su nivel en los últimos días, NO logre hacer el daño desastroso, que en años anteriores, dejaba una estela de miseria soledad y pobreza. Hoy están en alerta, por si continúa creciendo el río.

scroll to top