Mujer denuncia al cura, por agredirla con un botellazo

Mujer denuncia al cura, por agredirla con un botellazo

Mary Luz Ramos Rodríguez, denunció anta la inspectoría de Policía al párroco del municipio de Cantagallo, Bolívar, por agredirla presuntamente con un botellazo.

Los hechos que tienen alarmado a la comunidad del Magdalena Medio, por la poca intolerancia del sacerdote, levanta hoy un polvorín en las esferas católicas; Mary Luz, habló con el Original.co y narró los hecho que llevaron al padre a tomar esa actitud agresiva.

-“Un señor de una vereda falleció, y esa noche salí en búsqueda del cura para que doblara las campanas y al no encontrarlo le narre lo que estaba ocurriendo a la exalcaldesa Lelia Iglesias de Sarmiento y con un muchacho lo salimos a buscar, y al verlo le dije: ¿Padre donde estaba? lo estamos buscado por todas partes para que doblara las campanas o deje el templo abierto” con un tono grotesco contestó:

“A caso usted es dueña de esta mierda para que me mande” me contestó agresivamente, afirma Mary Luz Ramos Rodríguez.

“Padre NO sea tan grosero, que sólo le estoy pidiendo el favor de abrir la iglesia, vea que por esos es que solo van cuatro personas a la misa y todo el mundo se está volviendo evangélico, por sus groserías” enfatizó.

El con la rabia encima, presuntamente le contestó: “Bruja, perra, te voy a cachetear” levantando la bolsa que llevaba en sus manos, tomó la botella de una Pony grande, y presuntamente se la lanzó, “me pegó el botellazo en la parte izquierda de la espalda, mi sobrino al ver la actitud furiosa del cura le pidió cordura y este lo que hizo fue desafiarlo a los puños; después de tanta rabieta, el padre trató mal a Lelia Iglesias diciéndole también: “vieja marica”

Después de ser revisada en el hospital por el médico quien la valoró, con el certificado médico lo denunció ante la inspectoría de policía, por agresión verbal y física.

Ahora la última palabra la tiene Monseñor Ariel Lascarro Tapias, sobre la suerte que tendrá el sacerdote, José Luis, quien tiene tres denuncias por agresión y un sin números de señalamientos por mal comportamiento con la comunidad cantagallera.

scroll to top