¡Deje de joder Casadiego!: regaño del Alcalde de Santa Rosa del sur.

¡Deje de joder Casadiego!: regaño del Alcalde de Santa Rosa del sur.

Con tono enérgico y sin pelos en la lengua, el alcalde de Santa Rosa del sur, Bolívar, Fabio Orlando Mendoza Barreto, le Haló la oreja al exconcejal, Javier Enrique Casadiego, quien critica su operatividad en el reparto de los mercados y las políticas trazadas en la compaña para cortar la cadena de trasmisión de la pandemia del coronavirus, él burgomaestre dijo:

“Usted Casaidego, se dedica a molestar por las redes sociales. Si mucho amor tiene por su pueblo, pues saque la plata que se ha ganado en su consultorio odontológico aquí en Santa Rosa del sur y compre mercado, entréguelo a la gente; deje de joder por redes sociales hermano que usted pareciera un politólogos que habla y habla pero no aplica.

Si tiene muchas ganas de ayudar saque los recursos que tenga ahorrado, así como muchos comerciantes lo están haciendo, compre mercado y entréguele a la comunidad más humilde”

La primera autoridad del municipio rosado Mendoza Barreto, está haciendo un trabajo con la ayuda del comercio, recursos propios de la alcaldía y con personas bondadozas que se han unido para enfrentar los coletazos que trae la pandemia del coronavirus y donde hombres y mujeres NO pueden trabajar, para evitar el contagio.

La voz enérgica de Fabio Orlando ha retumbado No solo en el municipio de la montaña, sino en el sur de Bolívar, donde ha tomado medidas extremas, la primera autoridad les indica a los habitantes:

“Los señores venezolanos, ecuatorianos y los pocos santarroseños que No han acatado las ordenes y, NO han entendido que el aislamiento No es estar al frente de sus viviendas, en la calle y hablando con el vecino; sino estar dentro de la casa.

Con gran pena, tendremos que recogerlo y llevarlos y aislarlo.

Quienes estén en el montón, 100 o 200, van a ser llevados y a estar en el colegio, Alfredo Nobel, porque el coronavirus No es un juego y si están los 100 o 200 en el colegio y se infectan, ¡Prefiero que se me infecten 200 y No el resto de la población que se protege! la cual tengo que defender y el que se muera… ¡bendito Dios! lo vamos sacando en bolsa e incinerando, quemando, pero NO poner en riego los 22 mil habitantes, porque este es un riego tan peligroso que los ocioso no lo perciben y desafían un enemigo invisible que ha matado miles de personas en el mundo y que está en la calle”

Hoy la gran mayoría de la comunidad aplaude la valentía del burgomaestre, Fabio Orlando Mendoza Barreto, quien se a marrado los pantalones con pitica de curricán, para quienes se burlen del decreto presidencial, el toque de queda y el código policivo serán aislado a la fuerza, ya que coloca en riesgo a la gran mayoría de la comunidad.

scroll to top