Comisión de la Verdad desarrolló taller para periodistas que escribirán las historias dolorosas de un conflicto de 60 años

Periodistas participantes en el taller desarrollado por La Comisión de La Verdad

La Comisión de La Verdad, realizó en Barranquilla, taller para que los periodistas del Caribe colombiano, manejen un lenguaje de reconciliación, que se plasmara en muchas de las memorias del conflicto armado, dolorosas y, que permita cerrar esa página negra que dejó miles de muertos durante 60 años de conflicto, entre el grupo insurgente de la Farc y el Estado de Colombia.

 

Los comunicadores serán el canal para construir esa ruta que permita vivir en armonía, en una paz permanente y duradera. Seis meses tuvieron los comisionados para preparar su metodología y serán tres años en los que impulsarán la participación ciudadana para hacer una reflexión sobre lo que es necesario transformar en la cultura de un pueblo, que estaría destinado a repetir la historia del conflicto interno.

 

Martha Ruiz, comisionada, presentó ante los comunicadores, los 21 puntos en los que trabajará este organismo y partirá desde el esclarecimiento que es básicamente una estrategia de investigación sobre los grandes hechos de violencia, casos que se repitieron muchas veces, como las masacres, los abusos sexuales de guerra, el despojo de tierra, el secuestro, el desplazamiento y la estigmatización de algunos pueblos donde perduró el conflicto.

 

La Comisión de la Verdad, es una institución del Estado colombiano de rango constitucional, extrajudicial e independiente del gobierno que garantizará el derecho a la verdad de las víctimas del conflicto y de la comunidad.

 

El evento desarrollado en el hotel, Wyndham Garden de Barranquilla, contó con la participación de periodistas de Sucre, Córdoba, Atlántico y Bolívar y contó con tutores expertos en la materia, encabezados por la misma comisionada, Marta Ruiz y el coordinador de la región Caribe, Arturo Zea Solano. Ellos trabajarán de manera coordinada con la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), su objetivo es diferente, porque la Comisión no juzga ni tampoco impone penas, ella busca esclarecer a través de momerías y escribir la historia de 60 años de conflicto, escuchando a las víctimas y victimarios, que sobrevivieron a la violencia de dos décadas sangrientas y logar que estos hechos no se repitan, porque se focalizará desde diez regiones del país, y una internacional.

scroll to top