Pica, pica, la ciénaga de El piñal

La ciénaga del Piñal, ha generado una epidemia de rasquiña; los habitantes de la vereda El Piñal, municipio de Simití, Bolívar, señalan que cuando se bañan en el humedal, salen con una picazón, el agua les está ocasionando una alergia en la piel, que han denominada la “sabrosita”

Esta una de las ciénagas hermosas del municipio de Simití, hábitat de especies como: reptiles, culebras mapaná, manatíes, aves y babillas; ella está siendo contaminada no solo por la minería criminal que sin cesar está arrojando aguas contaminadas de la exploración aurífera, sino por la misma indiferencia de la administración Local.
A este problema se suma que a la entrada del espejo de agua, le abrieron una boca que la une con el agua lodosa que trae Cañobarbú, este afluente artificial del río Magdalena, colocándola en alto peligro el ecosistema, por culpa de la sedimentación que está aterrando la ciénaga.

Comments

comments

scroll to top