Habilitado el puente de Santo Domingo

Así es que deben hacerse las obras en este país, rápidas y buenas; ese 21 de julio del 2016, cuando colapsó el puente de Santo Domingo, el conector que mantiene comunicado las 24 horas a los municipios de Santa Rosa del sur, Simití con San Pablo, preocupó no solo a los transportadores, sino a la comunidad en general que vive con el martirio de comprar los productos encarecidos de la canasta familias. Hoy… el puente de Santo Domingo es ejemplo de contar.

Ese día el secretario de Obras de San Pablo, José Gabriel Martínez Herazo, visitó la zona para evaluar los daños y así rendir un informe al mandatario de San Pablo, Manuel José Rudas Rudas, para poder hacer unos trabajos de manera transitoria y luego determinar qué tipo de obra se realizaría para no permitir la incomunicación total en el sector.

El funcionario explicó que lo que se buscará es reforzar el puente para evitar su colapso y evitar una incomunicación total, pero la recomendación fue que vehículos pesados deben tomar vías alternas.
La población también pidió la intervención de la Secretaría de Obras y de Infraestructura de Bolívar, con el propósito de que se agilicen nuevos trabajos y poder tener un puente en mejores condiciones.

El Alcalde de San Pablo, Manuel José, también invitó a los mandatarios de Santa Rosa del Sur, Delmar Burgos y a Jesús Alberto Ramírez, de Simití, para que apoyen en las labores de gestión, porque sus pobladores también se ven afectados por el daño ocasionado por la creciente del arroyo Santo Domingo.

Luego para que transitaran las mulas de 60 toneladas se alquiló un puente militar, eso informó al Portal de Noticias de eloriginal.co uno de los ingenieros encargado de la obra; la verdad es que de una forma rápida se armó el puente metálico y se dio paso a todo tipo de vehículos incluyendo los tracto-camiones y Santa Rosa del sur y Simití no se vieron perjudicados.

Ya se dio paso a los automotores con el nuevo puente de doble carril; el corregimiento de Santo Domingo, municipio de San Pablo, Bolívar, zona limítrofe con Simití; está estrenando y en pocos días el conector metálico o puente militar que sirvió para no dejar incomunicado a la zona, será llevado devuelta a la ciudad de Bogotá.

Mientras tanto Simití que necesita un puente urgente con las mismas característica para ser instalado en Piedracandela (rio Simití) o en el río Morales, para unir los dos municipios de Morales – Simití, se fue al fondo del río, pasaran los años y no veremos esta necesaria obra que nos sacará del atraso, seguiremos incomunicados por el norte.

Otra alternativa sería instalarlo en la carretera de Morales, que sirva para solucionar el problema de Movilidad y quitarle el jugoso negocio a “Billetico” en el sector de La Compuerta, vía que comunica a Morales con Puerto Bolívar y nada se hace; el señor cobra peajes hasta por las motos, y los habitantes de Tiquisio, Norosí, Aremal del sur, Morales depende de un mercantilista de la plata y el puente militar de Santo Domingo que tanto necesita la comunidad humilde en este sector, será trasladado a la ciudad de Bogotá.

Comentarios

comentarios

scroll to top