Agua “ventiada” para toda la gente que vive los carnavales de San Pablo

En un acto oficial el alcalde de San Pablo, Manuel José Rudas Rudas, dio apertura ayer al bando del carnaval del municipio ribereño.

 

Con coloridas imágenes carnavalescas y música parrandera, San Pablo, dejó a un lado la violencia y se concentró en la alegría, en el bullicio del pueblo; comparsas y carrozas es el objetivo que busca la administración para fortalecer las fiestas populares y recrear a los jóvenes para que disfruten de una fiesta que tiene un sello diferente, la alegría.

 

En la tarde de hoy toma fuerza el reinado, donde se escogerá la reina del carnaval 2018; el pueblo se encuentra concentrado en el parque principal, disfrutando de una velada inolvidable donde participan las niñas más lindas de los diferentes barrios del municipio.

 

Este año los carnales reflejan el espíritu de la alegría; pintura, manteca de pescado, maicena, espuma y mucha agua, los niños y niñas se mojan entre ellos; la parranda de los grandes se ha trasladado a las calles donde se viven la fiesta moja; familias enteras comparten esta alegría que son símbolo de una tradición ancestral que se resiste a morir, a pesar de tantas adversidades que viven los sampableros hay agua “ventiada” para toda la gente dicharachera de San Pablo.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

scroll to top